¿MADRID NECESITA UNA “CARRERA OFICIAL? CREO QUE NO. Por Carlos Elipe

Foto de portada: Francisco J. Pérez 2015

Todos hemos leído estos días la noticia y citó textual la publicación de una corporación: La Semana Santa de Madrid estrenará este año su carrera oficial.”

Esto ha desatado comentarios, conversaciones capillitas y opiniones a diestro y siniestro.

Pago por tener una web donde poder escribir con calma lo que pienso. Aquí van mis reflexiones.

Lo primero que he hecho, ha sido preguntar a quien tiene noticias directas de la cuestión que tratamos. Suelo contar cosas que se, porque me pasan a mí o las vivo en primera persona.

FOTO: AYUNTAMIENTO DE MADRID. Reunión con el Concejal del Distrito Centro preparando la Semana Santa 2022.

Por eso, esta vez tengo que empezar diciendo: según me han explicado. La idea ha salido del Ayuntamiento de Madrid en su trabajo por ayudar para mejorar la imagen de la Semana Santa en la Capital. Que el Ayuntamiento está en esto lo dejo claro el año pasado iniciando los trámites para que nuestra Semana tenga primero la declaración como “fiesta de interés turístico regional, previo a iniciar la declaración como “fiesta de interés turístico nacional”.

Pues mira, que hablen de uno, aunque sea mal.

Que haya alguien en el consistorio que piense en ayudar, es un paso gigantesco, un cambio real en pro de nuestra Semana de Pasión como no hemos visto nunca los cofrades madrileños. Señor Martínez, siga, continúe, siempre de frente y por derecho, y para atrás ni para coger impulso.

A partir de esta primera reflexión, se abren tantas derivadas de la noticia que opinar de esta en genérico se queda estéril y más si se hace sin conocimiento.

Por ejemplo: ¿A quién deben pedir primero autorización las Hermandades para salir a la calle?  O de otra forma, ¿Quién da el visto bueno y autoriza los recorridos y horarios procesionales?  Somos, me siento integrante, entidades públicas (salvo una), pertenecemos a la diócesis, a la que debemos obediencia. Por tanto, es el Arzobispado, del que dependemos, a quien debe pedirse esa venia y debe autorizarnos. También por eso entiendo que es el Arzobispado el que debe dar rango de oficialidad a nuestras Estaciones Penitenciales.   Porque en realidad estamos hablando de hacer una Estación de Penitencia en Semana Santa, con una procesión que rememore la Semana de Pasión que vivió nuestro señor Jesucristo.  Creo, que la oficialidad la da el Arzobispado, la rigurosidad del culto la Cofradía y los medios para ayudar a que suceda debe ponerlos en Consistorio.

No quiero decir con esto que cualquier entidad o persona pueda poner encima de la mesa ideas para que las corporaciones durante la Cuaresma o las Cofradías ya en la calle, podamos hacer acciones en conjunto que mejoren la Semana Santa, más si cabe cuando es el Ayuntamiento quien tiene medios materiales y económicos para ayudar a que suceda. 

Lo que me gustaría es que estos actos salieran primero de nosotros mismos o  del Arzobispado. Siendo así, y ya me he expresado en este sentido en otras ocasiones, el Arzobispado debería contar con un Delegado Diocesano, no un asistente, que dispusiera de sede, presupuesto y personal administrativo para sobrellevar el trabajo de control, dirección y comunicación sobre las innumerables entidades de gloria y penitenciales que hay en nuestra diócesis. Tampoco quiero decir que quien ahora hace este trabajo no sea la persona adecuada. Puede ser incluso el más indicado. La experiencia es un grado que no debe perderse.

Lo que quiero decir es que si el actual rector fuera la persona elegida para ser ese supuesto Delegado diocesano, este cargo fuera más exclusivo y por ejemplo le permitirá visitas y formación continuas durante el curso, para un óptimo control sobre las entidades conducidas. Quien mejor para dar cursos de formación, catequista continua, acciones caritativas conjuntas, etc. y coordinar actos en común como por ejemplo los certámenes de música cofrade que ya se hacen.

El trabajo es ingente, un Delegado con sede y presupuesto sería un avance real y necesario.

Contra eso, las Hermandades deberían ponerse todas y de una vez, de acuerdo para poder formalizar una entidad común que las representara, el siempre manido Consejo de Hermandades y Cofradías que Madrid nunca ha tenido formalizado como tal. La unión hace la fuerza y no tener que estar cada uno peleando por lo suyo. Si lo general mejora, mejora lo de cada uno. Hermandades, ¡pongámonos de acuerdo!

Así, con dos entidades de pleno derecho y representación, Delegado y Consejo, uno puede trabajar menor y más deprisa, y poder sentarse con el Ayuntamiento para ver qué es eso de una carrera oficial y si Madrid la necesita.

Sigo. Creo que utilizar el término “carrera oficial” no el más adecuado a usar en este caso. Los cofrades madrileños, es cierto que nos es más fácil entender a qué se quiere referir el Consistorio cuando habla de llevar a la Puerta del Sol una especie de cartela oficial. Todos sabemos lo que es la carretera oficial en una ciudad del sur, especialmente en Sevilla. Pero todos sabemos que no se  soporta la comparativa ente una carrera con la otra.

Sillas en la carreta oficial de Sevilla.

Creo que hablar de que el Ayuntamiento propone poner unas gradas en la Puerta del Sol para que el público allí congregado disfrute del paso de las procesiones y que estas gradas tienen sentido si las procesiones efectivamente pasan, dista mucho de ser una carrera oficial. Ojo, la idea como tal es buenísima y aplaudo, ánimo y si es necesito ayudo a que pueda pasar eso o algo similar. Pero por Dios, no lo llamen así que nos volvemos locos. Carrera oficial, donde existe supone, rendir visita a la Catedral, sillas y palcos pagados, calles cortadas, y algo que nadie quiere, retrasos en los cortejos,

Más. Participo en la procesión de Los Gitanos, donde la Salud por Sol siempre pasa, por lo que este cambio, seguro nos mejora la procesión.  Pero,  por que no se ha elegido la explanada de la Almudena o la calle Bailén a las puertas de la SIC. Porque no en la Plaza de la Villa, paraje principal de la Semana Santa y singular de esta cuidad castiza y sus tradiciones,  por donde ya pasan muchas de las procesiones y se llevan a cabo actos de gran relevancia. O la Plaza mayor, más grande, más espaciosa. Cualquiera de estos sitios tiene más relevancia cofrade que Sol.

 

El Cristo de «Medinaceli» en la explanada frente a la SIC de Santa Mª la Real de la Almudena

Y por supuesto, llenos de turistas, viandantes y desinformados, no quisiera ver yo la Puerta del Sol convertida en un sambodromo, con indocumentados portando paraguas dados o vuelta para recoger las estampitas que les lanzamos los nazarenos.

No dejo de asaltarme ideas. ¿Qué piensan de estas ayudas las Hermandades madrileñas de Barajas, Villaverde, Fuencarral, etc? ¿Qué tipo de ayudas se les ha ofrecido a ellas?

Se me acumulan demasiadas dudas.

¿Empezar con esto dos o tres meses antes de Semana Santa? y no hablarlo desde mínimo el verano, como Dios manda. Quien quiera ahora pasar por Sol y antes no pasaba, teniendo que modificar el recorrido,  va a tener que decirle a su banda de música, que seguro ya tiene contratada, que “igual” este años se está más tiempo en la calle de lo que se había acordado.  ¿Quién va a pagar o asumir ese sobrecoste del aumento del tiempo de un recorrido, el Ayuntamiento?

No cesan las ideas.  Cuando ejercía como DMG y me encargan de esta cosas, un hermano me trasladó una idea que se me caló a fuego. Lo importante de un recorrido es hacerlo con gusto, que adquiera solera, que se hago tradicional, repitiéndolo para que quien va a vernos, sepa siempre dónde ponerse. A los Gitanos hay que verlos a las 23:00 subiendo Cuchilleros, y punto. ¿El mejor sitio para vernos, a los Gitanos y al resto de las procesiones es Sol? Ahí lo dejo, para gustos colores.

La Cruz de Guía de la Hdad de Los Gitanos a las 23:00 horas en el arco de Cuchilleros.

Cambiar los recorridos para mejorarlos y hacerlos constantes, tradicionales, está fenomenal, pero por un gusto del político de turno no sé. Todos sabemos dónde estará la Catedral de la Almudena en la Semana Santa de 2025, pero ¿están aseguradas las gradas de la Puerta del Sol para los años venideros? ¿Cuándo dura ese ofrecimiento? No nos ofrezcan un caramelo que pudiera a futuro resultar estar envenenado.

A dos meses vista, ¿Quién va a coordinar los nuevos recorridos y horarios? ¿Qué entidad va a ceder si tiene que cambiar el horario de salida por el nuevo paso por Sol?

Y la más importante: ¿Madrid necesita una carrera oficial?  Creo que ahora mismo no.

Aunque es malo generalizar, salvando honrosas excepciones, las Hermandades en Madrid estamos “hechas unos zorros” y necesitamos más paz interior que fuegos de artificio,  como para andar con probaturas. Los experimentos, por favor, con gaseosa. Tener una carrera oficial debería ser la consecuencia de un trabajo de años, donde todas las Hermandades debiéramos realizar Estación de Penitencia en la Catedral, que es el centro de una Semana Santa oficial, pisando por tanto un mismo recorrido. Un trabajo de consolidación de un Consejo de Hermandades y Cofradías fuerte y solvente, que fuera quien coordinara estos recorridos y sus horarios y hubiera que pedirles la venia de paso. ¿Les suena?

Por terminar y no parecer negativo. Que el Ayuntamiento siga poniendo ideas encima de la mesa, un lujo, porque cada uno debe seguir haciendo lo que esté en su mano, cofrades y entidades. Por eso la idea de un recorrido común por Sol, con unas gradas donde poder ver mejor los pasos procesionales me parece una gran aportación si está bien trabajada. Sigan, Sigan.  Pero por favor, no lo resuman al absurdo con el termino de carrera oficial, por qué no lo es.

Carlos Elipe.

Compartir en:
error: Los contenidos de este portal web están registrados por su autor y protegidos por la ley. Queda prohibida su descarga, sin la autorización de su legítimo propietario.